Hombres: ¿Están bien dotados?

 

¿Importa el tamaño del pene? ¿A quién le importa? ¿Qué importa cuando importa?¿Es usted un hombre bien dotado? No se trata cualquier duda, la respuesta siempre incluirá su imagen de hombre y su rol en la sexualidad. El tamaño del pene ha sido y seguirá siendo una cuestión de punto de vista. Al que le afecta el tamaño de su miembro, se preocupa, compara y busca respuestas, sin duda es porque le importa.

 

Si el tamaño del pene importa, la respuesta depende de ¿para qué? Si la preocupación es la capacidad de penetrar durante el coito, la respuesta es no. Cualquiera sea la extensión o diámetro, la penetración es la misma. Tampoco es relevante el tamaño del miembro para excitarse o excitar a su compañera. La sensibilidad sexual de las mujeres está radicada principalmente en la estimulación del clítoris o del llamado punto G, ubicado a unos centímetros al interior de la vagina, definitivamente anterior a los cerca de 9 cms del pene más pequeño que las estadísticas refieren.

 La performance sexual tiene bastante más de técnica, preámbulo y erotización mutua que tamaño del pene con que se penetra.

Por otra parte, si la duda es biológica y la preocupación es que la escasa longitud del pene no permita fecundar, algo así como que los espermatozoides no lleguen al óvulo, descuide, un espermio es capaz de lograr su objetivo hasta desde un calzón.

Sin embargo, el tamaño del pene es muy importante si el hombre siente que la escasez o exceso de longitud afecta su desempeño sexual. En promedio, los hombres tienen un pene que, medido desde el comienzo del abdomen, bordea los 16.3 cms. La mayoría está en el rango entre los 13 y los 15.5 cms en erección. Si la medida para comparar lo chico o grande depende del promedio entre sus pares, esos son los rangos.

Aunque no con el mismo grado que el largo, el diámetro del miembro masculino también puede ser factor de preocupación, estudios realizado por sitios en Internet señalan que en promedio un pene, medido en su circunferencia, es de 12.7 cms. También se establece que un pene erecto aumenta varias veces su tamaño en reposo, aproximadamente hasta un 260%

Muchos hombres sitúan en el porte de su miembro parte de su masculinidad. Al parecer, culturalmente se ha sobrevalorado la importancia del tamaño. No es de extrañar, pues la sexualidad de antaño estaba radicada sólo en el coito, penetrar y eyacular. Hasta nuestros días, la situación es algo distinta, aún falta mucho por conocer y aprender, pero las relaciones sexuales están mucho más orientadas a la satisfacción mutua, hombre y mujer gozando del encuentro, excitándose y alcanzando orgasmos. Cuando el objetivo es ese, tanto el tamaño del pene o, en el caso de las mujeres, el tamaño de sus senos o hasta el mismo tamaño de la vagina, dejan de ser lo fundamental.

Tomado de: http://www.lanacion.cl

Amable lector, te invitamos a que emitas tu voto por este artículo. Encontrarás el módulo para votar en el costado derecho de esta página.